Isla de la Juventud

Punta Francés

Reserva Natural Marina

Buscá tus cruceros por el Caribe, Cuba y las Antillas

Isla de la Juventud

Una isla de ensueño

Durante tus vacaciones tropicales durante un crucero por Cuba, Caribe y Antillas muchos lugares van a quedar grabados en tu corazón. Un recuerdo especial va a ser, sin duda, la Isla de la Juventud, que inspiraron a escritores como Stevenson y Barrie a concebir islas desiertas perfectas para mil aventuras.

 
Parecida en la forma a un enorme apóstrofe, tiene menos de 90.000 habitantes y Nueva Gerona, su centro más representativo, alberga a 15.000. Antes conocida como Isla de Pinos, su territorio en gran parte está volcado en la defensa de la naturaleza. El Parque Nacional Marino de Punta Francés se extiende por delante de la costa sur de la isla preservando, desde hace más de treinta años, las especies marinas cubanas. 
 
Tras bajar de tu crucero, una excursión MSC Cruceros te va a permitir alcanzar las aguas incontaminadas del parque nacional marino para emocionantes salidas de snorkeling. Un crucero MSC en Cuba, sin embargo, no se limita a las bellezas de la naturaleza; la complicada historia de la isla, marcada por golpes de estado y revoluciones, dejó testimonios en cada rincón. 

Qué ver en Isla de la Juventud

Descubrí nuestras excursiones

No hay resultados

    Tu busqueda para este puerto no tiene resultados. Por favor, cambiá el filtro para encontrar la mejor manera de descubrir el destino.

Cuba

Alegría, sol e historia
Alegría, sol e historia

Navegando con MSC Cruceros por el Caribe vas a tener la oportunidad de descubrir, entre otras joyas, la isla de Cuba, un destino de disfrute total.


Entre las muchas islas del Caribe que podés visitar con MSC Cruceros, Cuba es un tesoro histórico y artístico que no vas a poder evitar admirar, tanto desde el mar como en tierra. Estratégicamente situada entre el Mar Caribe, el Golfo de México y el Océano Atlántico, esta magnífica isla es acariciada por los vientos alisios y disfruta de un clima tropical con veranos húmedos e inviernos secos.
Sus principales ciudades están ubicadas en maravillosas ensenadas naturales: La Habana, Cienfuegos y Santiago de Cuba. Hablar de Cuba hace pensar en las blancas playas de Varadero y Cayo Largo, en aguas cristalinas y en la exuberante vegetación de todas las tonalidades del verde, así como en los brillantes colores de los edificios, la música, la gastronomía y una cultura que combina el colonialismo español con las tradiciones de los esclavos africanos.

Si venís a Cuba, es imposible no quedar fascinado por ella. No es casualidad que Cristóbal Colón exclamara: “¡Ésta es la tierra más hermosa que ojos humanos hayan visto jamás!” cuando desembarcó acá. ¿Y qué decir del premio Nobel Ernest Hemingway? Se quedó tan enamorado de la isla que decidió vivir en ella y pasar los siguientes veinte años en su Finca Vigía.